Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
26 abril 2017 3 26 /04 /abril /2017 06:41
MERMELADEANDO, QUE ES GERUNDIO: MERMELADA DE FRESAS Y OPORTO

No es ninguna sorpresa si os digo (¿repito?) que en casa nos encantan las mermeladas caseras :o) Nunca faltan en nuestra (mini) despensa y nos gusta variar alrededor de frutas clásicas que gustan a todos, por estas fechas, ¡estamos mermeladeando a tope con fresas!

 

La mermelada de fresas & vino tinto ya está guardada y debidamente etiquetada como la de fresas & romero y la de fresas & limoncello. Una de las novedades ha sido la mermelada de fresas y oporto que comparto hoy. Si ya habéis probado una macedonia de frutas con un toque de oporto, seguro que ya os podéis imaginar qué rica queda esta mermelada…

 

Os dejo que el tiempo aprieta con este mes de mayo a la vuelta de la esquina y sus puentes franceses que acortan el tiempo de trabajo sin piedad!!!

 

Si os gustan las mermeladas caseras, no dudéis en ir a ver mis consejos para que os salgan siempre perfectas y todas las recetas de mermeladas caseras del blog pinchando aquí.

 

¡Feliz miércoles!

 

Un día como hoy hace…

… 1 año: Lombarda salteada con Nueces

… 2 años: Galletas de Té Matcha

… 4 años: Col rellena “como en casa”

… 5 años: Granola chocolateado con bombones de Nueces

… 6 años: “El Clásico” Bizcocho de Té Matcha con Chocolate Blanco

… 7 años: Sablés crujientes de Avellanas (aptos para Diabéticos)

MERMELADEANDO, QUE ES GERUNDIO: MERMELADA DE FRESAS Y OPORTO

MERMELADA DE FRESAS Y OPORTO

Para unos 5 botes

 

1,450kg de fresas preparadas

875g de azúcar para mermelada

200ml de Oporto

2 vainas de vainilla

2 sobres de pectina para mermeladas

 

Empezamos triturando 400g de fresas para obtener un puré algo grueso. Mezclamos con los fresones sobrantes cortados por la mitad si son muy grandes, el azúcar y las vainas de vainilla abiertas por la mitad y rascadas. Dejamos que el azúcar se funda un par de horas y mezclamos 2 o 3 veces durante este tiempo. (Lo podemos preparar de un día para otro dejándolo en la nevera, tapado con un papel film).

Vertemos esta mezcla en un caldero para mermeladas y ponemos a fuego vivo hasta que rompa a hervir.

Removemos constantemente para que la mermelada no se nos queme.

Dejamos cocer unos 7/8 minutos después del hervor y probamos el punto con la prueba del platito*. En este momento podemos añadir la pectina según las indicaciones del paquete si la vamos a usar.

Hervimos 2 minutos más y añadimos el Oporto. Hervimos un minuto más y ya podemos verter la mermelada todavía hirviendo en los potes previamente escaldados y los dejamos boca abajo.

Esperamos 48h antes de pasteurizar** la mermelada si no la vamos a consumir en unas semanas. Así duran varios años, ¡si no te las comes antes!

 

Bon profit!

 

Algunas informaciones útiles o no tan útiles

* La prueba del platito

Para saber más acerca de mermeladas y como conseguir que te salgan perfectas puedes pinchar aquí.

Ya sé que existen varios métodos serios para averiguar si la mermelada está lista o no. Pero a mí, la que más me gusta, es la que solía usar mi abuela: cuando se empieza a preparar la mermelada, se pone un platito en el congelador y cuando se quiera averiguar si la mermelada está en su punto, se vierten una o dos gotas de mermelada sobre el platito. Si se corren en el plato, hay que añadirle algún tiempo de cocción. Si se aguantan, esto significa que la mermelada está lista.

Pero nunca hay que olvidar que todas las frutas no “cuajan” de la misma manera, o sea que la mermelada de fresa nunca será naturalmente tan firme que la de plátano por ejemplo.

 

** Pasteurizar mermelada casera

Suelo usar menos azúcar en mis mermeladas que en las recetas clásicas. Para que me duren meses (¡e incluso años!) a pesar de esto, siempre las esterilizo. ¿Cómo? Es muy sencillo: en la olla presión, 5 minutos al 2. ¡Y ya está! Así las puedo conservar varios años: algunas que se habían escondido incluso me duraron 3 años (más la verdad es que no lo sé porque ¡¡¡nunca he tenido mermeladas que duren tanto!!!).

 

Compartir este post

Repost 0
Published by Palmira - en Mermeladas Fresa
Comenta este artículo
5 abril 2017 3 05 /04 /abril /2017 07:43
FRESAS, FRESAS, Y MÁS FRESAS: MERMELADA DE FRESAS E HIBISCO

Después de meses viendo sólo manzanas, naranjas y peras (¡o casi!), por fin tenemos fresones… ¡Qué alegría! Desde que soy niña están entre mis frutas favoritas y me encanta el juego que dan a la hora de cocinar con ellas, tanto en ensaladas como ésta como en postres. Podéis ver muchas ideas con fresas pinchando aquí.

No os sorprenderé a estas alturas diciendo que mi gran pasión son las mermeladas de fresa, con siempre un toque extra añadido para matizar su fresco sabor. Esta vez, opté por añadir flores de hibisco, que se suele consumir mucho en Egipto por ejemplo en infusiones heladas o postres.

 

Su sabor ligeramente ácido realza maravillosamente bien el sabor de la fresa, y en mermelada, que os voy a decir, una maravilla :o) Si os gustan las mermeladas caseras, no dejéis de pasaros por el índice de mermeladas caseras del blog pinchando aquí.

¡Feliz miércoles!

 

Un día como hoy hace…

… 1 año: Mermelada de Fresas & Limoncello (Licor de Limón italiano)

… 2 años: Tarta 4 Chocolates

… 4 años: Crumpets de Masa Madre

… 5 años: Mermelada de Plátano, Ron & Vainilla

… 6 años: Yogur con Doble Dosis de Jengibre

… 7 años: Dos hojas de Berenjenas & Tomate

FRESAS, FRESAS, Y MÁS FRESAS: MERMELADA DE FRESAS E HIBISCO

MERMELADA DE FRESAS E HIBISCO

Para unos 6 botes

 

1,850kg de fresas preparadas (aproximadamente 2 kilos)

1,1kg de azúcar para mermelada

2CS*** de flores de hibisco o karkadé

1 sobre de pectina para mermeladas (opcional)

 

Empezamos triturando 400g de fresas para obtener un puré algo grueso. Mezclamos con los fresones sobrantes cortados por la mitad si son muy grandes, el azúcar y las flores de hibisco puestas en un nudilllo o varios.

Dejamos que el azúcar se funda un par de horas y mezclamos 2 o 3 veces durante este tiempo. (Lo podemos preparar de un día para otro dejándolo en la nevera, tapado con un papel film).

Vertemos esta mezcla en un caldero para mermeladas y ponemos a fuego vivo hasta que rompa a hervir.

Removemos constantemente para que la mermelada no se nos queme.

Dejamos cocer unos 7/8 minutos después del hervor y probamos el punto con la prueba del platito*. En este momento podemos añadir la pectina según las indicaciones del paquete si la vamos a usar.

Hervimos 2 minutos más y después de quitar los nudillos de hibisco podemos verter la mermelada todavía hirviendo en los potes previamente escaldados y los dejamos boca abajo.

Esperamos 48h antes de pasteurizar** la mermelada si no la vamos a consumir en unas semanas. Así duran varios años, ¡si no te las comes antes!

 

Bon profit!

 

Algunas informaciones útiles o no tan útiles

* La prueba del platito

Para saber más acerca de mermeladas y como conseguir que te salgan perfectas puedes pinchar aquí.

Ya sé que existen varios métodos serios para averiguar si la mermelada está lista o no. Pero a mí, la que más me gusta, es la que solía usar mi abuela: cuando se empieza a preparar la mermelada, se pone un platito en el congelador y cuando se quiera averiguar si la mermelada está en su punto, se vierten una o dos gotas de mermelada sobre el platito. Si se corren en el plato, hay que añadirle algún tiempo de cocción. Si se aguantan, esto significa que la mermelada está lista.

Pero nunca hay que olvidar que todas las frutas no “cuajan” de la misma manera, o sea que la mermelada de fresa nunca será naturalmente tan firme que la de plátano por ejemplo.

** Pasteurizar mermelada casera

Suelo usar menos azúcar en mis mermeladas que en las recetas clásicas. Para que me duren meses (¡e incluso años!) a pesar de esto, siempre las esterilizo. ¿Cómo? Es muy sencillo: en la olla presión, 5 minutos al 2. ¡Y ya está! Así las puedo conservar varios años: algunas que se habían escondido incluso me duraron 3 años (más la verdad es que no lo sé porque ¡¡¡nunca he tenido mermeladas que duren tanto!!!).

***CS: Cuchara Sopera

 

Compartir este post

Repost 0
Published by Palmira - en Fresa
Comenta este artículo
27 marzo 2017 1 27 /03 /marzo /2017 07:26
UNA RECETA ENTRE INVIERNO Y PRIMAVERA: ENSALADA DE ENDIVIA, RUIBARBO Y FRESAS

Oficialmente ya ha llegado la primavera y aunque este año el invierno haya sido clemente en París con más días de sol que la media, me alegra que los días se hagan más largos :o)

 

En estas fechas es divertido ver como en el mercado, tenemos verduras de invierno en sus últimos días y productos de primavera asomándose. Viendo endivias y fresones juntos pensé en combinarlos en una ensalada. Y cuando después me di cuenta de que ya estaban aquí las primeras pencas de ruibarbo no me pude resistir y resultó esta ensalada, combinación de mil ideas vistas en Pinterest.

 

Nunca había comido ruibarbo crudo, todavía menos en un plato salado pero os puedo decir que es una combinación para repetir. Aprovecho la entrada para recordaros que en el blog podéis encontrar varios recopilatorios de recetas de temporada, entre los cuales, unas recetas con fresas, más recetas con ruibarbo y una larga lista de recetas de ensaladas distintas.

Portada

 

Portada

¡Feliz semana a tod@s!

 

Un día como hoy hace…

… 1 año: Tarta de Fresas & Chantilly del Miquel

… 2 años: Bacallà alla Napoletana

… 3 años: Mermelada de Piel de Naranja

… 4 años: Bombones del Músico con Flor de Sal

… 5 años: Vieiras con rebozado de Pistacho

… 6 años: Mermelada de Fresas & Cardamomo

… 7 años: Flanecillos de té Earl Grey & Jengibre Caramelizado

UNA RECETA ENTRE INVIERNO Y PRIMAVERA: ENSALADA DE ENDIVIA, RUIBARBO Y FRESAS

ENSALADA DE ENDIVIA, RUIBARBO Y FRESAS

Para 4 personas

 

Unos 250g de ruibarbo

1CS* de azúcar moreno

2cc** de zumo de limón

450g de fresas

4 endivias grandes

12 hojas de menta grandes

20 almendras crudas con la piel

1CS* de aceite de oliva

Sal, pimienta al gusto

 

Pasamos el ruibarbo por agua y lo cortamos en lonchas finas, en diagonal. Lo ponemos a macerar con el zumo de limón y el azúcar moreno por lo menos 30 minutos, mejor 1 hora.

Picamos toscamente las almendras y reservamos.

Pasamos las fresas por agua y las cortamos en 4.

Limpiamos las endivias y las cortamos en tiras más bien finitas. Añadimos sal, pimienta y el aceite de oliva. Mezclamos.

En el mismo momento de servir, combinamos las endivias con las fresas, las almendras, el ruibarbo y 1CS* del jugo que haya soltado el ruibarbo.

Añadimos las hojas de menta picadas muy finitas y servimos sin esperar.

 

Bon profit!

 

Algunas informaciones útiles o no tan útiles

* CS: Cuchara Sopera

** cc: cucharita de café

 

Compartir este post

Repost 0
13 marzo 2017 1 13 /03 /marzo /2017 07:33
VUELVEN LOS FRESONES EN EL MERCADO: MERMELADA DE FRESA, VAINILLA Y GEWURZTRAMINER

Parece mentira pero ya está oliendo a primavera y en las paradas del mercado los fresones están de vuelta :o) Claro que los primeros siempre caen tal cuales, de vuelta a casa!

 

Pero como las mermeladas de fresa están entre nuestras favoritas, nunca tardamos mucho en ponernos manos a la obra. La combinación de hoy es un clásico con vainilla y un vino dulce, el sabor de esta mermelada es increíble, muy aromático pero sin saber a vino, vamos que cuando abrimos el bote nunca dura muchos días, por no decir horas.

 

La semana viene densa, así que sin más os dejo con la receta y os deseo una feliz semana.

 

Un día como hoy hace…

… 1 año: Bunyols de Vent

… 2 años: Galletas de Lacasitos

… 3 años: Arroz dulce con Acelgas & Amaranto

… 4 años: Estrellitas de Limón

… 5 años: Membrillo asado con Miel & Romero

… 6 años: Calabacín salteado con almendras

… 7 años: Panecillos dulces de Limón (con masa madre)

VUELVEN LOS FRESONES EN EL MERCADO: MERMELADA DE FRESA, VAINILLA Y GEWURZTRAMINER

MERMELADA DE FRESA, VAINILLA Y GEWURZTRAMINER

Para unos 7/8 botes

 

1,850kg de fresas preparadas (aproximadamente 2 kilos)

1,1kg de azúcar para mermelada

350 ml + 200ml de vino dulce tipo Gewurztraminer

1 vaina de vainilla grande o 2 medianas

3 sobres de pectina para mermeladas

 

Empezamos triturando 400g de fresas para obtener un puré algo grueso. Mezclamos con los fresones sobrantes cortados por la mitad si son muy grandes, el azúcar y 350ml de vino dulce.

Dejamos que el azúcar se funda un par de horas y mezclamos 2 o 3 veces durante este tiempo. (Lo podemos preparar de un día para otro dejándolo en la nevera, tapado con un papel film).

Vertemos esta mezcla en un caldero para mermeladas y ponemos a fuego vivo hasta que rompa a hervir.

Removemos constantemente para que la mermelada no se nos queme.

Dejamos cocer unos 7/8 minutos después del hervor y probamos el punto con la prueba del platito*. En este momento podemos añadir la pectina según las indicaciones del paquete si la vamos a usar.

Hervimos 2 minutos más y añadimos los 200ml de vino dulce que teníamos reservado. Damos otro hervor y podemos verter la mermelada todavía hirviendo en los potes previamente escaldados y los dejamos boca abajo.

Esperamos 48h antes de pasteurizar** la mermelada si no la vamos a consumir en unas semanas. Así duran varios años, ¡si no te las comes antes!

 

Bon profit!

 

Algunas informaciones útiles o no tan útiles

* La prueba del platito

Para saber más acerca de mermeladas y como conseguir que te salgan perfectas puedes pinchar aquí.

Ya sé que existen varios métodos serios para averiguar si la mermelada está lista o no. Pero a mí, la que más me gusta, es la que solía usar mi abuela: cuando se empieza a preparar la mermelada, se pone un platito en el congelador y cuando se quiera averiguar si la mermelada está en su punto, se vierten una o dos gotas de mermelada sobre el platito. Si se corren en el plato, hay que añadirle algún tiempo de cocción. Si se aguantan, esto significa que la mermelada está lista.

Pero nunca hay que olvidar que todas las frutas no “cuajan” de la misma manera, o sea que la mermelada de fresa nunca será naturalmente tan firme que la de plátano por ejemplo.

 

** Pasteurizar mermelada casera

Suelo usar menos azúcar en mis mermeladas que en las recetas clásicas. Para que me duren meses (¡e incluso años!) a pesar de esto, siempre las esterilizo. ¿Cómo? Es muy sencillo: en la olla presión, 5 minutos al 2. ¡Y ya está! Así las puedo conservar varios años: algunas que se habían escondido incluso me duraron 3 años (más la verdad es que no lo sé porque ¡¡¡nunca he tenido mermeladas que duren tanto!!!).

 

Compartir este post

Repost 0
Published by Palmira - en Mermeladas Fresa
Comenta este artículo
1 julio 2016 5 01 /07 /julio /2016 07:02
SUERTE QUE EN CASA NO NECESITAMOS CALOR PARA COMER HELADOS: SORBETE DE FRESAS Y AGUA DE ROSAS

Bueno pues ya casi estamos de vacaciones… sólo quedan 3 días de cole y podremos disfrutar de noches de sueño sin despertador y buenos momentos juntas…

 

Mejor que nos conformemos con actividades dentro de casa porque parece que estamos más en octubre que en julio… Pero por suerte por nosotros, nos apetecen helados en cualquier momento del año y esta receta la preparé con las primeras fresas de este año.

 

Para darle un toque especial al sorbete, he repetido la combinación de fresas y rosas que tanto me gusta en su versión mermelada pero esta vez he usado agua de rosas que se encuentra en la mayoría de tiendas de productos ecológicos, donde tienen los aromas como agua de azahar, vainilla líquida,…

 

Y para aportarle untuosidad sin tener que ponerle azúcares invertidos u otras cosas por el estilo, he optado por una hoja de sencilla gelatina que les da un plus de textura a los helados y sorbetes sin aportarles sabor o calorías.

 

 

Y ahora, os dejo disfrutar con este sorbete… O con otro rico helado del nuevo índice de helados & sorbetes del blog.

 

¡Feliz fin de semana!

SUERTE QUE EN CASA NO NECESITAMOS CALOR PARA COMER HELADOS: SORBETE DE FRESAS Y AGUA DE ROSAS

SORBETE DE FRESAS Y AGUA DE ROSAS

Para una buena cantidad de helado

 

100g de azúcar

300ml de agua mineral

600g de fresas limpias y sin el rabito

3CS* de agua de rosas

1 hoja de gelatina

 

Rehidratamos la gelatina en un bol con agua muy fría.

Preparamos un almíbar calentando el agua mineral con el azúcar a fuego fuerte 5 minutos después de que hierva. Añadimos la gelatina escurrida, mezclamos para integrarla y dejamos que se enfríe del todo.

Cuando tengamos el almíbar frío, trituramos las fresas con él y añadimos el agua de rosas, poco a poco ya que dependiendo de las marcas tiene un sabor más o menos potente. Ajustamos a nuestro gusto y reservamos en la nevera para que la mezcla esté muy fría antes de preparar el sorbete.

 

Cuando estemos listos para preparar el sorbete, vertemos en la heladera encendida y dejamos que manteque, unos 25/35 minutos dependiendo de la heladera y de las temperaturas.

 

El sorbete está listo para tomar pero si nos gusta muy duro, basta dejarlo en el congelador un par de horas en un tupper de plástico. En cuyo caso, lo saldremos del congelador unos 10 minutos antes de servirlo para que nos sea más cómodo hacer las bolas.

 

Bon profit!

 

Algunas informaciones útiles o no tan útiles

*CS: Cuchara Sopera

 

 

 

 

 

 

Compartir este post

Repost 0
Published by Palmira - en Helados Fresa
Comenta este artículo

De temporada125

  

 

He creado este blog para compartir mis recetas favoritas, caseras, de temporada y en alguna ocasión veganas.

Toda la filosofía de este blog esta aquí.

comeconmigoelblogdepalmira@hotmail.com

 

¿Buscas una receta? ¿Un ingrediente?

¿Necesitas ayuda para traducir?

 

Participo en:

World Bread Day 2016 (October 16)

molde-mania-logo.jpg

He participado en:

Aquí

Basarticle